El Ayuntamiento del municipio sevillano de Guillena celebró el pasado miércoles un pleno donde se aprobó de forma unánime la solicitud a la Diputación de Sevilla de un anticipo para finalizar las obras de la piscina cubierta. Se trata de un importe reintegrable de 1,8 millones de euros para concluir dicho proyecto.





La propia institución municipal ha explicado a través de un comunicado que, el anticipo se engloba dentro del Fondo Financiero Extraordinario de Anticipos Reintegrables a Ayuntamientos de la Provincia. Este fondo está destinado a la financiación de grandes inversiones.

El alcalde de la localidad confirma que el Ayuntamiento puede hacer frente a la inversión con fondos propios y la ayuda de este anticipo. Así, pretende dar continuidad a las obras paradas desde 2010 y satisfacer las necesidades de los vecinos.





Con un presupuesto total de 2,2 millones de euros, el Ayuntamiento pretende devolver el anticipo en 110 mensualidades sin intereses.

 

 

Share:

editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.