Los presuntos yihadistas que fueron detenidos el pasado fin de semana en Barcelona pasan a disposición del judicial. Comparecen por videoconferencia ante el juez de refuerzo del Juzgado Central de Instrucción número 6 Alejandro Abascal. Según Europa Press la policía detuvo a tres ciudadanos sospechosos por haber realizado viajes a zonas de conflicto. Dos de ellos eran libios y el tercero marroquí. Tenían la intención de preparar una serie de atentados en la capital catalana. Además, la policía ha requisado numerosa documentación y material que pasará a ser analizado por los expertos de la Comisaría General de Información.

Una vez que los investigados hayan declarado el juez decidirá si es necesario el ingreso inmediato en prisión o si por el contrario se les pueden imponer unas medidas cautelares mientras que se lleva a cabo la investigación. El ministro de Interior Grande-Marlaska ha comparecido esta mañana en una entrevista para RNE. Ha evitado dar detalles sobre esta operación puesto que aún está abierta. El ministro ha defendido la labor de las Fuerzas y Cuerpos de seguridad del estado en su lucha contra el yihadismo. Marlaska ha explicado que al ser una causa que aún sigue su curso se debe guardar secreto y esperar que la policía cumpla con su cometido.

Share:

editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.